Aqui os dejo una de mis historias, la dividiré en dos partes para que no se os haga muy extensa

PESADILLA

Me desperté aturdido, no sabía donde estaba, la oscuridad me envolvía, pero aún así pude distinguir las letras de un oxidado cartel: “DEPÓSITO”. Extrañado, sin saber como había llegado ahí vi enfrente mío una cámara frigorífica, en una placa había inscrito un nombre con letras de color negro:”SALVA MORENO”.Era el nombre de mi amigo, muerto hace pocas semanas, con mucha valentía y estomago abrí la cámara frigorífica, pero para mi sorpresa la única cosa que encontré fue un papel doblado con restos de sangre la abrí dispuesto a leerla:

“ahora que me encuentro tan sólo, tan solo me mantiene vivo la débil llama de los recuerdos,pero es verdad amigo mío, que la última cita es inolvidable, reúnete pronto conmigo, todavía nos quedan cosas de las que hablar......”

Al acabar de leer la carta estaba muy confuso, primero aparecía sin saber como en aquella morgue, después encontraba una carta escrita por mi amigo, muerto hace pocas semanas, salí rápidamente de la morgue, fui a parar a la única puerta que estaba abierta, entré dentro, encendí una linterna que llevaba casualmente en el bolsillo, dentro encontré a un hombre, parecía estar malherido, al verme me puso un cuchillo en la garganta en señal de defensa:

-quien diablos eres tu?

-tranquilo, no quería molestarle, por favor......

el hombre, con un suspiro retiró el cuchillo de mi garganta

-perdona si te he asustado, dime, que te trae por aquí?

-no lo se, de veras, me despierto en este hospital de mala muerte, y encuentro una carta de mi amigo fallecido, por favor, esto es de locos!

-nunca nada es lo que parece y ahora tendría que irme, tengo que hacer algo con respecto al brazo

-como te hiciste esa herida?

-es una larga historia...

al acabar de decir esto se marchó cerrando la puerta, fui tras el, pero no le pude alcanzar, bajé hasta la segunda planta , allí escuché un grito desgarrador que provenía del quirófano, entré, tenía mucho miedo, abrí la puerta despacio y apreté el interruptor, sólo había una camilla en el centro de la sala, retiré la manta que cubría lo que había allí, al descubrir lo que cubría aquella manta me tapé la boca con las manos, en un intento de no vomitar, salí corriendo de allí, pude escuchar como alguien clamaba mi nombre desde lejos, no le hice caso a aquella voz, salí del hospital, la cabeza me empezó a doler fuertemente, preso del dolor caí al suelo, me desperté, y lo primero que vi fue una cara muy familiar:

-Ana!

-si, eso creo......... oye he encontrado esto en mi casa

Ana me enseño un extraño dibujo de un corazón pintado con sangre y dividido por una línea de fuego, en una banda se podía leer escrito con sangre: SALVA y en otra :ANA:

-que haces aquí????

Anta se mostró sorprendida ante mi pregunta

-vamos hombre, me llamaste hace treinta minutos , nos citemos aquí, no lo recuerdas??

-imposible, hace treinta minutos me desperté aquí y......

-me haces venir aquí para nada, a mi no me hagas perder el tiempo vale!

Ana se fue corriendo calle abajo, yo me quedé allí petrificado, todo era muy raro, al lado de la puerta del hospital pude ver una especie de mapa , había una señal en el lugar donde estaba city tv, ponía: TE ESPERO, dirigí mis pasos hasta city tv, por suerte no estaba muy lejos de aquel maldito hospital, al llegar a city tv, un reguero de sangre ocupaba las escaleras de acceso, entré con cuidado , todo estaba muy oscuro, pero pude guiarme ya que me conocía aquello como la palma de mi mano, al llegar al plató del popcityclub había un poco mas de luz, al llegar al lado del escenario la cabeza empezó a dolerme fuertemente, veía imágenes de cuando habíamos estado de público allí, en la mesa de marta pude ver una especie de metáfora:

“PARA ESCAPAR DE LAS GARRAS DEL MONSTRUO DE LAS PROFUNDIDADES ESCAPA CUMPLIENDO EL PASO PREVIO DE LOS INVITADOS......”

No entendía que quería decir aquella metáfora, allí no había nadie sí que decidí irme por donde había venido, pero entonces escuché pasos lejanos, alguien estaba entrando en city tv, tuve un mal presentimiento y me escondí en el hueco de la escalera dónde se escondían todos los artistas
invitados, por la rejilla pude ver a un asqueroso monstruo el monstruo pareció adivinar mi
escondite, con una enorme lanza consiguió derribar la pared, pero antes de que volviera a empuñar su arma me escapé, en el plató de vitamina n me escondí en la cabina de sonido cerrándola con llave, pero aquel monstruo no se resistió y intentó derribar la puerta con su lanza, por suerte había un cable suelto, así que cuando el monstruo consiguió derribar la puerta le di una lección con el cable, el monstruo resistió, pero aquello fue suficiente para hacer que se marchara corriendo, estuve un tiempo recuperándome del susto durante un buen rato, me pareció oír el lamento de un niño, provenía del plató del popcityclub, me dirigí allí , escondido bajo una mesa encontré a un niño de unos siete años de edad:

-eh, que haces aquí sólo, no has visto al monstruo?

El niño me miró con ojos maliciosos, se levantó y se puso frente a mi

-tranquilo, no he visto nada anormal, además, se cuidarme muy bien yo solito

-eh tranquilo, mira tendrás que venir conmigo, afuera puede ser peligroso

cogí al niño por el brazo pero este se resistía a venir conmigo, consiguió soltarse pero pude hacer que se calmara un poco:

-dime, que hacías allí?

-no... no lo se, cuando me desperté estaba todo así, mami, papi, todos habían desaparecido excepto yo

- de acuerdo... por cierto, no habrás visto a un chico joven, estatura mediana, moreno, delgado...

-no, eres la primera persona que veo desde que desperté

dicho esto el niño fue caminando despacio hacia la salida, le dije que se esperara, pero no me hizo caso, todo era muy raro, parecía como si todo el mundo hubiese desaparecido, y el mundo que hasta ahora conocía parecía como si poco a poco se iba convirtiendo en una extraña pesadilla.....
Al salir vi en la pared un papel, en el que había escrito con sangre: CASA y debajo estaba enganchado el carné del club de fans de salva ensangrentado y rasgado, afuera había una moto enchegada, como no tenia muchas ganas de caminar cogí la moto y fui hacía la casa de Salva, me costó trabajo llegar hasta allí, ya que una espesa niebla cubría el camino por donde
tenía que ir, al llegar a su casa encontré la llave para poder acceder justo delante de la puerta entré cuidadosamente , allí dentro, sentí que una voz me llamaba, provenía de la habitación de Salva , allí al entrar no había nadie, me encontré varias fotos de Salva y el equipo de vitamina n, también encontré una foto de el con anta, detrás estaba escrito con sangre la palabra : DOLOR, justo entonces me pareció ver a mi amigo en la ventana de enfrente, intenté saltar pero resbalé y caí al vació, el golpe que me di fue considerable y me quedé inconsciente, tendido en el suelo desperté en una extraña habitación, allí frente a mi estaba sentado mi amigo, de fondo sonaba una extraña música, que provocaba mucha tristeza y melancolía:

-Enric, amigo mío, tu sabes lo que ana significaba para mí, tienes que hacerme un favor,

reúnete con ella en el viejo instituto, tienes un mensaje que darle de mi parte....

me desperté frente a las puertas del viejo instituto, no sabía como había ido a parar allí, pero entré aprovechando que la puerta estaba abierta , en la entrada me encontré con anta, le comenté mi extraño sueño, pero ella al igual que yo, no sabía que había querido decir , entré dentro, en el último piso me encontré con el niño que vi en city tv, que no se mostró nada sorprendido al verme:

-hombre, tu por aquí, sabía que vendrías.....

-eh niño, creo haber visto a mi amigo, estaba en la habitación que está justo frente a la suya...

el niño estalló en una risotada amarga

-eso es imposible, el nunca estaría ahí, le daba mucho respeto...

-pero tu como sabes todo eso?

- si tan amigo eras de Salva tendrías que saberlo

-pero como sabes su nombre???

El niño no respondió, siguió sus pasos hacia las escaleras:

-dime amenos como te llamas?

-Daniel, me llamo Daniel

Al comenzar a descender por las escaleras dejó caer una llave en la que se podía leer: SOTANO dirigí mis pasos hacía el sótano, allí estaba muy oscuro , me di de bruces con la puerta y la abrí al entrar a dentro encontré una linterna con la que pude orientarme un poco mas, cuando me