Yo lo he dejado hace no mucho. El truco? Para mí, ninguno. proponértelo. Si de verdad quieres dejarlo, te cuesta, claro, pero lo consigues.

Intenta mantenerte ocupada, verás como se te va olvidando.