Me alegro de que no fuera más que un susto, por el niño, no por ti.